UZZHUAÏA + THE DRY MOUTHS – Viernes 23 de febrero de 2007, sala El Rockero (Almería) 

¡ Comparte esta noticia !

Los valencianos Uzzhuaïa están recibiendo muy buenos comentarios con su tercer disco de estudio, siendo alabado éste en distintos medios (en The Sentinel consiguieron el primer puesto en el apartado de Discos gracias a las votaciones que mandaron los lectores el pasado 2006 en “Los Mejores de…” que hacemos cada año) y por muchos seguidores rockeros de nuestro país. Se están pateando la Piel de Toro y teníamos el inmenso placer de poder verlos descargar en vivo en Almería y comprobar si defenderían con acierto sobre las tablas su rabioso y enérgico Hard Rock de calidad. 

THE DRY MOUTHS

Esa noche la misión de ir calentando la sala para los valencianos fue del trío almeriense The Dry Mouths (semanas antes habían tocado allí dos veces, una junto a los paisanos Storm Of Torment, para ir calentando las dos formaciones motores para semanas después integrar el cartel del Desert Liar Fest 2007 junto a Rip KC, Moho y Reznik). Como viene siendo habitual en esta bendita tierra poca gente prestándole atención a los grupos que abren, a no ser que lleven su legión de familiares y amistades, esa noche pocos amigos del grupo había viéndoles.

Cuando faltaban cinco minutos para la media noche el trío comenzó su actuación de media hora con “Lies” e “It´s Coming After Me, con problemas en el sonido, empezando a sonar en condiciones los altavoces de la derecha cuando ya llevaban un rato tocando.

Era la primera vez que tenía ocasión de verlos y su sonido me recordó a la mal llamada etiqueta del Grunge que nació en los ´90, denostada por muchos heavy metaleros por crearse el absurdo tópico de que debido a los grupos que integraban esa etiqueta el Heavy Metal estaba en horas bajas, craso error que aún mucha gente sigue pensando igual, además de que hubo grandes bandas en ese inventado estilo que poco se parecían entre sí, como Pearl Jam, Soundgarden, Alice In Chains… pero eso es un tema que sirve para un largo e intenso debate. El caso es que The Dry Mouths me recordaban cosas de esos grupos, sonándome el segundo tema a Nirvana.

Algo de calor humano pedían para que los pocos que andábamos prestándoles atención nos acercáramos más al escenario. “Intromental” fue su siguiente tema, en el que intercalaban partes sosegadas con rabiosas ráfagas musicales con mucha distorsión en la guitarra. 

Tras los aplausos de apoyo y aprobación después del tema hubo un inquieto silencio antes de que empezaran con “Infinite”, con la bajista Marina abandonando su zona (parte derecha según mirábamos) para colocarse al lado de la batería y luego darnos la espalda y mirar al baterista Juanjo. 

Pidieron la colaboración de un amigo que andaba por allí, Manolo, pero éste desistió de subirse. Así que anunciaron una versión de Soundgarden, aunque tuvieron problemas y Cristo tuvo que cambiar de guitarra, improvisando el batería y hablando la bajista, así que tras estar ya listos, se despidieron, agradeciendo a Uzzhuaïa, y descargando “Nothing To Say”. El primero en abandonar las tablas fue el vocalista/guitarra Cristo que parecía enfadado, arrojando su guitarra contra el suelo de mala manera, no sé si fue como parte del espectáculo, o fue debido a los problemas técnicos que hubo, pero que para mí no mermaron su actuación, pareciéndome un grupo que es destacable en lo que hacen y que habrá que seguirles sus pasos en sus próximos conciertos. 

UZZHUAÏA

Estábamos disfrutando de la gran copla “Meanstreak” de Y&T cuando se cortó a eso de las 0:45 h. y salía el quinteto valenciano a escena. Mientras ocupaban sus puestos nos daban las buenas noches y nos pedían que pusiéramos de nuestra parte.

Dos canciones de su reciente obra fueron el pistoletazo de salida, “La cuenta atrás” seguida de “Perdido en el huracán”, con movimientos de los cuatro músicos de delante, hicieron que nos quedáramos absortos de lo que se avecinaba esa gran noche.

De nuevo el vocalista Pablo daba las buenas noches a la ciudad de Almería, y comentaba que si nos gustaban grupos como Guns ´n´Roses, The Cult… aquello nos iba a gustar y nos invitaba a ponernos más adelante, y creo que es la primera vez que veo que alguien desde las tablas dice eso y todo, TODO, el mundo le hace caso, y aunque nos congregamos poca gente, no fue óbice, para que a partir de ese momento aquello se convirtiera en un concierto donde el público respondió entregado ante el grupo, que dejándose la piel, desgranaba con una energía y actitud una canción tras otra. 

Durante “No iré sin ti” Pablo nombraba al guitarrista Israel que efectuaba el solo. Todos vociferando y apoyando al grupo, haciendo que el vocalista comentara que ¡se nota que somos mediterráneos! Buena comunicación entre grupo y público, así como buen ambiente de compañerismo, hermanamiento y cachondeo entre ellos, preguntando si había algún músico allí y dedicándole “Lejos de mi ciudad”, del “Diablo Blvd.”, un tema con sonido sabbathico, en el que Pablo aprovechó para quitarse su chaqueta y en el que tuvimos que sufrir algunos acoples. Mucho cachondeo entre el guitarrista pelón (Israel) que nombraba a su compañero Alex, como el `DestrozaTrastos´ porque se le cayó el pie del micrófono.

La buena versión de Héroes del Silencio que incluyen en su reciente disco de “La chispa adecuada” hizo que más de uno la cantara cuando el vocalista dirigía el micrófono hacia nosotros. El baterista José acababa en pie al final todo animado.

Comentarios sobre los Rolling Stones y Pablo decía que era la primera vez que estaban en un concierto íntegro suyo en Andalucía, exceptuando su intervención en el histórico (y tristemente desaparecido) festival Serie Z. Algunos ritmillos de Iron Maiden a las guitarras, para decir que esperaban regresar con más gente viéndolos y con cuernos rockear al ritmo de “El efecto Diablo”, con la peña volcada y finalizando los dos guitarristas con sus instrumentos en vertical.

Aquello se caldeaba de lo lindo con “Más allá”, pura actitud y dándolo todo la banda. El calvorota se dirigía al público simpáticamente y arremetían con la frenética “Spin The Black Circle” de Pearl Jam, con Pablo girando su pie de micro.

El pelón seguía con su cachondeo e informaba del puesto de merchandising. Pablo comentaba que en las condiciones que iba a saber como saldría la siguiente canción sentado él tras las teclas situadas a la derecha y con una fila de lucecitas en su parte delantera que hizo recordar a la Navidad en El Corte Inglés, así entre risas, cambio de guitarras y el cantante partiéndose de risa tocaron la balada “La otra mitad”.

Amago de “My Sharona”, y anuncia que se iban con “No intentes volver atrás”, con problemas en la guitarra de Alex. ¡Almería, no cambiéis nunca!, soltaba un Pablo eufórico ante el constante apoyo de la gente. Con la cañera “He cambiado”, volvieron los problemas con la guitarra de Alex, pero no importaba, el grupo seguía dando caña y nosotros disfrutando.

Hacen mención a los problemas técnicos haciendo partes de Guns´n´Roses, AC/DC, The Cult, Maiden… Comentando que un chaval que andaba por allí tenía la culpa de estar borrachos por el orujo que les había servido, y menos mal que cuando tocaban lo hacían de maravilla, porque si no, era para darles que se hubieran emborrachado antes de tocar, comentario que sobraba, pero aquello era como estar en familia.

Hace mucho tiempo no tocamos ésta, sonando el principio de “Paradise City”, para pasar a “Wild Flower”, donde me sonó a gloria bendita haciendo que me soltara el pelo y menear la cabeza a ritmo de tan magna canción, preguntándonos si nos gustaban The Cult y seguir con otro temazo de los británicos, “Lil´ Devil”

Recordaban el mal momento que pasaron cuando entraron a su local de ensayo y les robaron hasta el Cola-Cao, haciendo “Enero”, con Israel tocando con bottleneck. 

¡Los borrachos dicen la verdad, muchas gracias, de corazón!, ya sí, anunciaban “Viaje sin fin”como la última, siendo tocada con locura y desenfreno, acabando Pablo por los suelos. Eran cerca de las dos de la madrugada y al poco de insistir volvieron a salir, agradeciendo a los técnicos Yoyo, Manolo Salas, al de las luces… parecía que iban a hacer “Thunderstruck” de AC/DC, pero ponían patas arriba la sala con “You Shook Me All Night Long”

Otro enorme concierto en El Rockero, y los que no estuvieron no saben lo que se perdieron. Esperemos que no cambien nunca esta gente, porque sudan Rock y lo viven, se nota que lo aman, como así nos demostraron muy amablemente tras el final del concierto. Si no los conoces ya tardas en hacerte con algo de ellos y de verlos en directo, rockearás hasta dejarte las pelotas como ellos, seguro. 

Lástima que esa misma noche, en una ciudad pequeña como Almería, hubiera dos conciertos más: los madrileños Garage Jack en el pub La Cueva de Almería; y los madrileños cañeros Migraine, junto a Alaja y Adonay en la sala Génesis.

Texto y fotos: Starbreaker